El Estado y su compromiso con las inversiones extranjeras, Parte I

El Estado y su compromiso con las inversiones extranjeras, Parte I

Compartir

En nuestro país existe una ley que regula las inversiones extranjeras, pues según lo establecido en la Constitución Política de la República, “es obligación fundamental del Estado, proteger la formación del capital, el ahorro y la inversión, y crear las condiciones adecuadas para promover la inversión de capitales nacionales y extranjeros.”

El Estado de Guatemala fomenta y promueve la inversión extranjera. El inversionista extranjero y su inversión se regulan principalmente por lo preceptuado en esta ley. Si la inversión extranjera se realiza en un sector de la economía nacional en la que exista una ley de carácter especial, el inversionista extranjero deberá observar también los preceptos de la misma.”.

Así define las inversiones extranjeras el artículo 2 de la ley de Inversión Extranjera, decreto 9-98 del Congreso de la República, que se complementa con el artículo 3, que literalmente expresa que:

Se reconoce al inversionista extranjero el mismo tratamiento que el otorgado a los inversionistas nacionales en el desarrollo de sus actividades económicas y, por ende, goza de igualdad de condiciones frente a los inversionistas nacionales. Queda prohibido todo acto discriminatorio en contra de un inversionista extranjero o su inversión. Asimismo, la presente ley deberá aplicarse por igual a toda inversión extranjera, independientemente del país de donde provenga”.

Pese a ello, el de Guatemala ha enfrentado ya, dos procesos por incumplimiento del artículo relativo a inversiones extranjeras, incluido en el DR-CAFTA. Estos, han sido conocidos por el el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones -CIADI-.

En el caso que una compañía se decida a llevar un caso ante el CIADI, debe seguirse una serie de pasos, que incluyen elevar la demanda y determinar si será un proceso de conciliación o arbitraje”, indicó Luis Pedro Martinez, abogado especialista en litigio, civil comercial y admnistrativo.

Los Estados han acordado que el CIADI sea el foro destinado al arreglo de diferencias entre inversionistas y Estados en la mayoría de los tratados internacionales de inversión, así como en numerosos contratos y legislación en materia de inversión.

Los casosTeco y Ferrovías

El Artículo 10.17.1 del Tratado de Libre Comercio República Dominicana, Centroamérica y Estados Unidos (DR-CAFTA), relativo a la Expropiación e Indemnización de inversiones extranjeras, establece las regulaciones relativas a las inversiones extranjeras en Guatemala.

Durante el gobierno de Oscar Berger, en 2006, se declaró lesivo el contrato con Ferrovías, al considerar que el equipo ferroviario no reunía las condiciones adecuadas y permanecía en mal estado. Según el Estado que la compañía había incumplido con los tramos exigidos en el contrato firmado.

El caso fue elevado a instancias internacionales y el junio de 2012 el CIADI, condenó al Estado de Guatemala a pagar US$14.2 millones de dólares por el arbitraje internacional planteado en este caso.

El argumento presentado por la compañía, fue que el Estado violó cuatro normas contenidas en el artículo citado y en esta se incluyó la expropiación indirecta de inversiones.

En 2013, el Estado de Guatemala fue sentenciado por un tribunal de arbitraje del CIADI, por el caso de la empresa Teco, que planteó un desacuerdo en el cálculo del Valor Agregado de Distribución de energía, a cargo de la Comisión Nacional de Energía Eléctrica (CNEE) para la Empresa Eléctrica de Guatemala (Eegsa), de la cual era accionista.

El Ciadi, ordenó el pago de US28 millones de quetzales a Teco Guatemala Holdings. En 2016, tras una resolución posterior por caso de anulación, se fijó el pago en US$21.1 millones, más intereses y costas procesales.