Pisos saludables para mejorar la vida de las familias de San Juan...

Pisos saludables para mejorar la vida de las familias de San Juan Sacatepéquez y el Progreso

Compartir
Promover una estrategia de vivienda y entornos saludables, como mecanismo para la mejora de las condiciones de vida de las familias es un hecho imperativo. Pisos Saludables es un aporte, de Fundación Carlos F. Novella, a las mujeres que han sido parte del Programa Mejores Familias y que se han formado en   temas de Seguridad Alimentaria Nutricional.

Desde el año 2009, diferentes familias de San Juan Sacatepéquez y El Progreso han sido beneficiadas, con el aporte de materiales de construcción que son utilizados para la fundición de pisos dignos y seguros.

Un piso en condiciones apropiadas puede ser la diferencia entre una vida saludable o una serie de complicaciones gastrointestinales y respiratorias. Bajo ese principio, la Fundación Carlos F. Novella ha entregado a 1 mil 719 mujeres, 20 metros cuadrados de material para fundir el área principal de su vivienda; esto como reconocimiento a la participación, el esfuerzo realizado y perseverancia en el programa “Mejores Familias”.

Un esfuerzo que vale la pena

Mujeres de las comunidades Asunción Chivoc, Comunidad de Ruiz, San Antonio Las Trojes, Santa Fe Ocaña, Sajcavillá, Las Palmas, Los Guates, San Jerónimo Chuaxán, Pilar 1 y 2, Cruz Verde, Cruz Blanca, Cerro Candelaria; todas comunidades de San Juan Sacatepéquez, así como, Sinaca Abajo, Sinaca Arriba, El Chile, San Miguel Conacaste, Carrizo, El Común Matasano y Monte Grande; todas comunidades del Progreso, han recibido este aporte.

El requisito para tener acceso a estos materiales es graduarse en el marco del Programa Mejores Familias; esto implica contar con participación del 100 por ciento en cuanto a los ejes temáticos del Programa, así como desarrollar todas las actividades de formación que el programa requiere. Por otro lado, se comprometena participar en la capacitación de fundición de pisos, el día del evento de entrega del material. Las familias beneficiarias reciben 42 sacos de Concreto 3001 para mejorar su vivienda.

Pisos Saludables en diferentes dimensiones

En el plano de la salud, reduce la incidencia de diarreas, parásitos y anemia en menores de cinco años, aspecto que incide significativamente en el peso y talla de los menores, favoreciendo el desarrollo físico y cognitivo. En relación a la calidad de la vivienda, un piso de cemento mejora significativamente la infraestructura, incrementa el valor de la vivienda y  la convierte   en un espacio seguro al reducir la exposición a plagas, insectos y otros bichos peligrosos. Desde el punto de vista económico reduce la inversión en salud de todos los integrantes de la familia.

Revista Granito de Arena

Te puede interesar:

San Gabriel: La certificación ISO 14001 y sus hitos ambientales