Guatemala busca disminuir la emisión de gases de efecto invernadero

Guatemala busca disminuir la emisión de gases de efecto invernadero

Compartir

La última revisión del documento se realizó el pasado 22 de febrero, previamente a la revisión definitiva en junio del 2019, cuando se conocerá si Guatemala recibe dicha certificación internacional.

Guatemala avanza en el análisis y redacción final del documento para la firma de una carta de intención, que busca reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en el país, lo cual permitirá adquirir fondos internacionales para los programas de incentivos forestales, informó una fuente oficial.

Estamos en la etapa final de la preparación del documento para la reducción de gases, para que el país tenga una certificación que le permita acceder a fondos de sostenibilidad financiera, que se pueden dar como respaldo a los programas Probosque y el Programa de Incentivos para Pequeños Poseedores de Tierras de Vocación Forestal o Agroforestal (Pinpep)”, informó el ministro de Finanzas Públicas, Víctor Martínez.

El funcionario detalló que se trabajó de forma conjunta con el Banco Mundial, entidad que ha asignado recursos para el acompañamiento técnico de este documento, con lo cual se busca eliminar cerca de 10,5 millones de toneladas de CO2.

Al adquirir esta carta de intención (documento que describe un acuerdo entre dos o más partes, que contiene compromisos mediante un contrato), Guatemalaestaría recibiendo de organismos internacionales cerca de 50 millones de dólares para la sostenibilidad financiera de los programas nacionales, enfocados en recuperar la cobertura forestal, restaurar tierras forestales degradadas, garantizar medios de vida para la seguridad alimentaria y energética y reducir los efectos del cambio climático.

Lo que buscamos es que el país tenga una estrategia nacional para la reducción de los efectos invernadero provocados por el CO2”, expresó.

Inversión

Guatemala invirtió, en las últimas dos décadas, 350 millones de dólares en incentivos forestales, con la implementación de programas para la conservación de bosques.

Con esto se confirma el compromiso del Gobierno para tener mecanismos financieros que den sostenibilidad medioambiental, a través de programas que busquen una sostenibilidad del ambiente”, puntualizó el funcionario.

El incentivo forestal es un pago en efectivo que el Estado otorga a propietarios y poseedores de tierras de vocación forestal por ejecutar proyectos de reforestación o manejo de bosques naturales.

Solo en 2018 se logró la recuperación de por lo menos 215.786 hectáreas de bosques en el país, según datos oficiales.

También te puede interesar leer:

2015-2018 fue el periodo más caluroso desde que empezaron los registros