Mujeres Mágicas: Un proyecto de capacitación en minería, empoderamiento y emprendimiento

Mujeres Mágicas: Un proyecto de capacitación en minería, empoderamiento y emprendimiento

Compartir

La Dirección General de Promoción y Sostenibilidad Minera (DGPSM) del Ministerio de Energía y Minas (Minem) organizó la primera edición del proyecto piloto “Mujeres Mágicas” en el distrito de Velille, provincia de Chumbivilcas, región Cusco, iniciativa que contó con la participación de unas 30 mujeres de dicha localidad.

La iniciativa, realizada entre el 22 y 24 de noviembre, busca brindar a las mujeres de las regiones donde se desarrolla la minería el acceso a talleres donde se les informa en qué consiste la actividad y cuáles son sus beneficios, pero que también contempla módulos de empoderamiento, en los que se aborda la igualdad de género, el liderazgo femenino y el emprendimiento.

En el primer día del piloto, realizado en el Instituto Educativo Túpac Amaru II de Velille, se enseñó cuáles son etapas de la operación minera, cuál es la intervención del Minem en el proceso y la participación de las comunidades, así como la forma cómo se obtiene y distribuye el canon y las regalías mineras.

La segunda jornada estuvo dedicada al empoderamiento. Se brindó charlas sobre género, inteligencia emocional, negociación, liderazgo y trabajo en equipo. Mientras que en el módulo de emprendimiento se desarrollaron ideas de negocio y se motivó a las participantes a impulsarlas.

Mientras las mujeres desarrollaban los módulos del proyecto, en un salón cercano, sus hijos realizaban dinámicas orientadas a fortalecer los valores y la igualdad de género.

Evangelina Rodríguez, quien preside la Organización de Mujeres Unidas por el Desarrollo de Velille, destacó que la iniciativa permite avanzar en la lucha contra el maltrato y discriminación contra la mujer. “No nos dejaban hablar, pero un grupo de mujeres dijo no más. Queremos trabajar y sacar a todas adelante”, comentó.

Silvia Chejhuaya, pobladora de la zona y madre de cuatro niños, destacó que el taller le ha ayudado a perder el miedo y a confiar en ella. Según indicó, el programa la ha motivado a ser más eficiente su negocio de crianza de chanchos. De igual forma, resaltó que desconocía que la actividad minera tiene etapas distintas y reconoció que es una actividad que favorece a la economía de su localidad.

Mujeres Mágicas forma parte del Programa de Integración Minera (PIM) que lleva adelante la DGPSM. La idea primigenia de la iniciativa surgió del Programa de Mujeres Líderes para el Sector Minero Energético, promovido por el BID y el Minem.

También te puede interesar leer:

Newmont completa el cuarto proyecto para el año en Perú