Hay preocupación por fuga de inversiones en Guatemala

Hay preocupación por fuga de inversiones en Guatemala

Compartir

AnCham Guatemala presentó el foro ¿Abriendo o cerrando oportunidades de inversión?  En donde participaron Miriam Sampiro, Directora Ejecutiva en la oficina New York Sard Verbinn & Co. y  Jim Nicholson, exsecretario de Asuntos de Veteranos de Estados Unidos y Embajador en la Santa Sede.

Ambos expertos mencionaron la incertidumbre y la falta de certeza jurídica que vive el país en el área de la inversión, además hicieron mención sobre el caso de la Mina San Rafael, por su parte Juan Pablo Carrasco, presidente de AmCham Guatemala  comentó sobre las bajas calificaciones por parte de las calificadoras de riesgo internacionales quienes sitúan al país en un lugar poco propicio para la inversión y los negocios.

“Los inversionistas dudan de que existen reglas claras en Guatemala”, manifestó el Embajador de Estados Unidos Jim Nicholson, quien también se refirió a la preocupación internacional sobre este caso. “El cierre de la Mina San Rafael ha generado costos humanos incalculables en la comunidad de San Rafael Las Flores”, enfatizó.

Por su parte Miriam Sapiro, dijo qué, aunque el cierre de la mina afecta a Tahoe Resources, el impacto se extiende a todo el país, “urge resolución del caso de la Mina San Rafael, de lo contrario Guatemala sufrirá costos económicos enormes por muchos años”, remarcó.

Sampiro destacó que Guatemala tiene potencial para atraer inversiones que sean sostenibles, sin embargo, los efectos del cierre de la Mina son y serán de gran magnitud. Así también comentó que al no iniciar operaciones y que la Corte de Constitucionalidad falle en contra, será otro duro golpe al país. A ello, agregó la preocupación que existe, pues se tiene registro de que al menos 45 inversionistas han decidido dejar de operar en el país.